AÑORANZAS



"Señor de un feudo de arena/ con castillos de chañares y escudos de luna llena/ Julio Jerez, el trovero/ nombre de quichua bandeña/ voz de guitarra cansada/ de tanto adornar pobrezas"


Atahualpa Yupanqui



DON JULIO ARGENTINO JEREZ

Nació el 23 de julio de 1901 en la localidad de Cúyoj, departamento Banda y falleció el 21 de septiembre de 1954 en Buenos Aires, hijo de don Antonio Jerez y Rosalía Gerez, integrantes de arraigadas y prestigiosas familias de La Banda – Sgo. Del Estero. Trabajó en una carpintería y en el ferrocarril y en el año 1921 acompañó a don Andrés Chazarreta a Buenos Aires, con sus conjuntos de danza, música y canto.
De estatura común, rostro blanco y ojos rasgados, achinados casi, tenía éxito entre las damas, que adivinaban seguramente, los tesoros líricos que llevaba en su interior. Don Julio Jerez vivió una bohemia que pudo parecer absurda, pero de la que, sin embargo, supo extraer una obra valedera. Solterón empedernido, habitaba una inmensa casona de no menos de diez habitaciones, en el barrio de Boedo, y lo curioso es que en cada una de ellas había instalado -inmensa, casi tan grande como la habitación- una jaula de pájaros. Porque en cada una de aquellas jaulas desmesuradas trinaban o gorjeaban pájaros de todo el país.-

Constitución de la Provincia de Santiago del Estero: “Artículo 233º: Himno Cultural. Adoptase como Himno Cultural de la Provincia de Santiago del Estero, la Obra Musical "AÑORANZAS" (chacarera), con letra y música del poeta Julio Argentino Jerez”

AÑORANZAS - Chacarera
Letra y Música: Julio Argentino Jerez

Cuando salí de Santiago,
todo el camino lloré.
Lloré sin saber por qué;
pero si les aseguro:
que mi corazón es duro,
pero aquel día aflojé.

Dejé aquel suelo querido
y el rancho donde nací,
donde tan feliz viví,
alegremente cantando.
En cambio hoy vivo llorando,
igualito que el crespín.

Los años y las distancias
jamás pudieron lograr,
de mi memoria apartar;
ni hacer que te eche al olvido:
¡ay mi Santiago querido,
yo añoro tu quebrachal!

Estribillo

Mañana, cuando me muera,
si alguien se acuerda de mi,
llévenme donde nací,
si quieren darme la gloria
y toquen a mi memoria
la doble que canto aquí.

II
En mis horas de tristeza,
siempre me pongo a pensar:
¿cómo pueden olvidar,
algunos de mis paisanos
rancho, padre, madre, hermanos
con tanta facilidad?.

Santiagueño no ha de ser,
el que obre de esa manera.
Despreciar la chacarera,
por otra danza importada:
eso es verla mancillada
a nuestra raza campera.

La otra noche, a mis almohadas,
mojadas las encontré.
Más ignoro si soñé,
o es que despierto lloraba;
o en lontananza miraba
el rancho aquel que dejé.
Estribillo
Tal vez en el camposanto,
no haya un lugar para mí.
Paisanos, voy a pedir,
que cuando llegue el momento,
tírenme en un campo abierto, pero sí, donde nací.




APOLOGIA DE LA CHACARERA - Recitado

Julio Argentino Jerez

Que tiene la chacarera, que tiene que hace alegrar
a los ciegos hace bailar, los mudos la tararean
y los sordos se babean cuando la sienten tocar.

Es tristeza, es alegría, es una danza, es canción
ella es alma de una región que evoca la raza mía
es una rara melodía, nacida del corazón.

Su cuna, fue un humilde rancho
un bombo la bautizó y un paisano la cantó
con versos improvisados, Salavina ha reclamado
que ella allí nació.

Pero ella nació como yo en los pagos del mistol
donde quema mucho el sol y se pita cigarro en chala
donde se cantan vidalas y ser criollo es un honor.

Chacarera, chacarera,aleluya montaráz
sos arrullo de torcás, bramido de tigre y puma
sos más gaucha que ninguna y aquí te quiero cantar

No hay comentarios: